Proceso constructivo

Categoría:

Construcción de la piscina

Después del procedimiento previo que consiste en el estudio del terreno llega el momento de ponernos manos a la obra.

Lo primero que se debe hacer es un replanteo clavando en el suelo estacas de madera que delimiten el vaso de la piscina. Para ello las uniremos con cuerdas y se marcará sobre el terreno el area de excavación.

Al realizar el replanteo se debe tener en cuenta una serie de factores importantes:

  • Revestimiento
  • Impermeabilizante
  • Muro de hormigón proyectado
  • Encofrado perdido con ladrillo hueco doble
  • Relleno de Grava

Todo esto si lo sumamos supondrá un grueso extra de 50 cm que deberemos sumarlo en el momento de la excavación.

En la profundidad también ocurre lo mismo ya que se coloca una capa gruesa de grava de 15 cm y una losa de hormigón de 30 cm. Por este motivo a la profundidad del vaso se le deben sumar 45 cm.

Para la extracción se debe sacar un gran volumen de tierra muy grande por lo que es conveniente realizarlo con medios mecánicos ya que sería costoso en todos los sentidos hacerlo por medios manuales.

El siguiente paso consiste en levantar los bloques de ladrillo hueco doble con mortero de cemento que harán de encofrado perdido para el muro estructural.

Para evitar fallos en la geometría el oficial se ayudará de reglas, plomada y escuadra para conseguir llevar a cabo a la ejecución sin fallos y según las directrices del proyecto. Si se realizan comprobaciones constantes se evitará la acumulación de errores.

Por último se rellena la base con la capa de grava de 15 cm con la finalidad de separar el hormigón del terreno y se coloca una capa drenante que no retrase los tiempos de ejecución en caso de que se produzcan lluvias.

Para el traslado de la grava se realizará generalmente en sacas de 1m3 hasta el vaso de la piscina y se suele realizar con una grua movil para realizar el reparto de la misma con rapidez.

En cuanto al armado será necesario para ampliar la capacidad del hormigón y que este sea capaz de soportar los empujes y fuerzas que se producen.

Lo mas frecuente es el uso de mallazo electrosoldado formado por la unión de varillas corrugadas de acero.

La posición para las armaduras debe garantizarse mediante separadores. La separación entre mallas será de 10 cm y el recubrimiento mínimo de hormigón de 5 cm.

Durante el armado se procederá a instalar la red hidráulica compuesta por desagüe, tomas de agua, chorros) y la red eléctrica que quedará oculta por el hormigón.

Hormigón proyectado

Técnica del gunitado: es la mas empleada y se define como un hormigón con un tamaño máximo de árido superior a 8mm y que aplicado mediante máquina se proyecta a gran velocidad sobre una superficie a través de una manguera y boquilla.

Esta técnica se basa en la proyección a presión:

El hormigón se transporta con una manguera desde el mezclador hasta la boca neumática que lo proyecta a gran velocidad ocntra una superficie.

La fuerza del chorro causa un impacto que hace que el material quede bien compactado y se consiga un revestimiento de gran densidad.

La forma mas frecuente de proyectarlo se denomina gunitado por vía húmeda y se caracteriza por incorporar el agua al resto de componentes en la mezcladora antes de ser impulsado.

Al ser un proceso tan rápido se debe organizar y coordinar muy bien esta fase.

Para que todo salga bien el equipo de trabajo deberá formarlo el siguiente personal especializado:

  • 1 Maquinísta a cargo de los equipos
  • Gunitador encargado de manejar la boquilla durante el proyectado.
  • Ayudante para auxiliar al gunitador a desplazar la manguera
  • 2 oficiales de albañilería que serán encargados del aplomado y regleado de las paredes del vaso.

Según la norma del hormigón, el tiempo empleado desde que se añade el agua hasta que se coloca en obra no puede ser superior a 1,5 horas excepto si se utiliza retardador de fraguado.

Hay que conseguir el equilibrio para que no se produzca un descuelgue de las capas de 5 cm que se van aplicando progresivamente y en fresco.

Una vez vertido el hormigón se deben mantener unas buenas condiciones de humedad durante los primeros días de endurecimiento. Para ello es imprescindible cubrir para evitar una alta evaporación y regar sucesivamente.

Equipamiento y revestimiento

Este el el siguiente paso que consiste en revestir con materiales cerámicos o lámina armada la piscina.

El material cerámico mas usado es el gresite, que tiene múltiples variaciones en cuanto a material, forma y color.

Es un material que se adapta muy bien en cualquier tipo de superficie (rectas o curvas) , es resistente a al tratamiento de químicos en el agua por su excelente dureza y a la vez es un material ligero a la hora de trabajarlo.

Para pegarlo antes se utilizaba mortero de cemento blanco, pero actualmente se usan adhesivos cementosos con mayor calidad.

Una vez pegado el gresite al perímetro de la piscina, se rellenarán las juntas con un mortero de rejuntado.

Es poco recomendable que el gresite sea la única barrera estanca que evite la presencia de agua en contacto con la estructura de hormigón. Para ello se puede emplear un mortero cementoso elástico a base de cementos, áridos, resina y otros aditivos químicos.

Después de impermeabilizar se contruirán los elementos de diseño:

  • Bordillos de apoyo
  • Bancos de masaje
  • Escaleras
  • Rampas
  • Ducha Solar
  • Foco de iluminación

Para terminar y a modo de resumen definimos los pasos a seguir para el montaje de una piscina de obra:

  1. Replanteo y excavación
  2. Encofrado perdido
  3. Aislamiento
  4. Mallazo y accesorios
  5. Gunitado
  6. Gresite
  7. Sistema de filtración y desinfección
  8. Sistema de cloración salina.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *